Cómo decorar la habitación de los niños con un toque divertido

Decorar la habitación de los más pequeños es una de las tareas más emocionantes a las que nos tenemos que enfrentar los padres. Y es que un dormitorio infantil es mucho más que un dormitorio, ya que la mayor parte del tiempo está destinado a otras actividades: juegos, lectura o creatividad y manualidades. Por ello, es importante que el espacio invite al desarrollo de la imaginación, al juego y a la diversión.

Para que la decoración del cuarto de los peques sea todo un éxito, vamos a darte unas cuantas ideas que puedes llevar a cabo.

Ideas originales para el dormitorio de los niños

Guirnaldas

Las guirnaldas coloridas siempre le dan un aire festivo a cualquier rincón. Además, puedes fabricarlas tú mismo/a, con las telas que más te gusten.

Dedicar un rincón a la creatividad

Una pared de pizarra, unas estanterías con material para manualidades ordenado en pequeñas cajas y una mesa donde desarrollar su creatividad serán la clave para que tu pequeño pase horas y horas entretenido.

Cortinas infantiles

Las cortinas infantiles son un elemento decorativo muy importante, aportan mucho color y visten el espacio. Para la habitación de los más pequeños puedes escoger una con sus personajes favoritos.

Cuadros personalizados con zapatos

Con los zapatitos de tus hijos, que guardas tan celosamente de recuerdo, puedes elaborar un cuadro que muestre la evolución de su crecimiento. ¡Queda muy original! Esta idea la puedes llevar a cabo con otros objetos personales de tu peque, como sus distintos chupetes, por ejemplo.

Decorar con sus propios juguetes

Esta opción, además de decorativa es muy práctica, puesto que le obligará a tener sus juguetes siempre en su sitio y a mano. Puedes colocar una tira imantada en la pared (como las que se venden para los cuchillos de cocina) y colocar sobre ella sus cochecitos y demás objetos metálicos.

Un tendal con su ropita

Al igual que nos ocurría con los zapatos, la ropita de los niños se queda pequeña muy pronto y siempre guardamos de recuerdo algún modelito al que le tenemos un especial cariño. Esta idea es perfecta: cuelga su ropita con pinzas sobre dos cuerdas, a modo de tendedero en la pared del dormitorio.

Letras en las paredes

Las letras siempre nos dan mucho juego, las puedes fabricar tú mismo/a y colgarlas a modo de palabras cruzadas, o puedes comprarlas. En la actualidad las fabrican casi con cualquier material. Además de lucir el nombre de tu hijo o hija podrás formar algún mensaje o utilizarlas para delimitar espacios en el dormitorio.

Vinilos

Los vinilos son una solución rápida, limpia y eficaz a la hora de alegrar cualquier rincón aburrido de tu hogar. Para la habitación infantil puedes enriquecerlo con otros elementos que fabriques tú mismo/a y le aporten volumen y personalidad. Si, por ejemplo, escoges un vinilo en forma de árbol, puedes fabricar unas flores en tela o fieltro y colocarlas sobre él.

Con estos consejos y una pequeña dosis de imaginación, convertirás el cuarto de tus peques en el espacio más divertido de la casa.

The following two tabs change content below.

Bajarse del mundo

Noticias recientes sobre todo lo que tiene que ver con los ciudadanos que viven en nuestro mundo. Comentamos la ciencia moderna actual, aconsejamos sobre temas necesarios y aportamos destinos placenteros para unas grandes escapadas.